Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog

A cuestas con el arbitraje del Peralta.

Publicado en por Unidos por el judo

  Creí que el tema se había calmado, pero por lo que se ve sigue rodando por todos los lados, no se si esto es bueno o no; y sobre todo si nuestros hijos deberían estar al tanto de esta polémica, ya que podemos perder uno de sus fundamentos, pero hay padres que me han mandado un enlace que he leido y creo que puede ser interesante, lo más importante es que se pueda llegar a una unificación de criterios. 

  Como siempre gracias a los que me pasais estas informaciones y no dejeis de leer el artículo del blog, es interesante.

 

Enlace al artículo sobre reunión reglamento.

Comentar este post
W
Gracias por publicar en vuestro blog el enalce a mi artículo acerca del tema del reglamento infantil. Un abrazo
Responder
C
Hola a todos:
Soy Carlos Arroyo, el profesor-entrenador del okinawa. Acabo de leer, bueno miento porque no lo he leido entero, ya que me parece aburrido, muy aburrido el comentario publicado del reglamento
infantil.
Mi opinión sencilla y directa, ya que a mi no me gusta recrearme en tonterías, es que el arbitraje infantil tiene que buscar 2 cosas: la primera y más importante es que el niño se vaya contento a
casa. Y la segunda que permita una evolución optima para aquellos niños que quieran ser futuros campeones.
Con el arbitraje que hemos visto en el Peralta, los niños se han ido, en general, cabreados a casa; algunos de ellos me dijeron que competir era un rollo.
Y por otro lado no permite desarrollar judo porque los niños se vuelven locos y no saben lo que tienen que hacer, es un reglamento extremadamente complejo.
Asi que yo no entiendo de vacas, ni de ovejas... pero si entiendo de niños, y los niños no quieren el reglamento que vimos en el Peralta ni en pintura.
Los niños tienen que divertirse haciendo judo y el reglamento tiene que ir por ahí.
Un saludo a todos.
Carlos Arroyo
Responder
U


Gracias por involucraros a todos y en especial a ti Carlos, sabes que te tenemos mucho aprecio.